El cambio climático obliga a gastar más en vivienda

Un informe del banco UBS afirma que el cambio climático hace que la clase media gaste más en vivienda y menos en ocio. Concretamente, el estudio revela que aquellas que viven en ciudades con grandes riesgos frente al cambio climático, gastaron entre un 0’6% y un 0’8% más en vivienda que la media mundial. ¡Te lo contamos con detalle en Api.cat!

cambio climatico

El cambio climático obliga a gastar más en vivienda

En los primeros seis meses de 2015 las catástrofes naturales causaron 16.200 muertes y pérdidas económicas valoradas en 32 mil millones de dólares. Si bien las consecuencias del cambio climático global son de gran alcance e importantes para todo el mundo, el banco UBS, responsable del informe, asegura que pocos análisis se han centrado específicamente en la clase media del mundo, estimada en 1 billón de personas. ¿Por qué centrarse en la clase media? La entidad financiera cree que el destino de la clase media global es fundamental para la estabilidad social y el crecimiento económico del mundo entero.

Partiendo de esta base, se examinó el consumo de la clase media en 215 ciudades del mundo y se comparó con sus niveles de riesgo ante el cambio climático. Teniendo en cuenta que casi la mitad de la población mundial vive en ciudades y que la tendencia es que siga aumentando, el hecho de que la clase media gaste más por causa del cambio climático es un factor de tensión económico mundial a tener en cuenta. ¿Crees que Barcelona es una ciudad con alto riesgo?

El análisis revela que los patrones de gasto de la clase media son notablemente diferentes en las ciudades que están más expuestas al riesgo de cambio climático y menciona ciudades globales clave como: Los Ángeles, Taipei, Tokio, Mumbai, Shanghai y Nueva Orleans.

En concreto, la clase media en las ciudades de alto riesgo ante el cambio climático gasta de un 0,6 a un 0,8% más de su presupuesto doméstico en vivienda, en comparación con el promedio nacional en sus respectivos países.

Según datos del 2014, los hogares de clase media en las ciudades de Estados Unidos con mayor riesgo del cambio climático pasaron de gastar 800 dólares a 1.600 por año en la vivienda en comparación con una ciudad de menor riesgo. Este incremento del gasto en vivienda lo hacen a expensas de reducir su presupuesto en bienes de consumo, ocio y entretenimiento.

El hecho es que las familias de clase media están modificando sus estilos de vida para adaptarse al cambio climático y eso tiene un coste. Por ejemplo, gastan más en climatización, en el mantenimiento del hogar y en las reparaciones que se tienen que hacer tras fenómenos climáticos como inundaciones, olas de calor o fuertes rachas de viento. Como dato interesante, durante la ola de calor que sufrió Europa en agosto de 2003, se registraron 70.000 muertes más de la media habitual, sobre todo en áreas urbanas.

Por otro lado, el informe apunta que la riqueza de la clase media en zonas de alto riesgo climático disminuye porque sus viviendas son cada ves menos atractivas para ir a vivir. Algo que tiene sentido, pues en definitiva, ¿quién quiere mudarse a una ciudad donde se sabe que el calor es cada vez más insoportable y sufre fuertes sequías, o donde ha habido graves inundaciones en los últimos años?

El estudio sentencia: “La clase media se está adaptando al cambio climático, pero queda por ver si la adaptación humana, las inversiones en infraestructuras y el ingenio puede ayudar a proteger su nivel de riqueza y social de cara al futuro.”

Foto: BIT Comunicació
Fuente: UBS

  • Facebook
  • Twitter
  • Delicious
  • LinkedIn
  • Add to favorites
  • Email
  • RSS
Las respuestas a los comentarios contenidas en este blog son orientativas y no son constitutivas de ningún asesoramiento legal, por lo tanto, no tienen fuerza vinculante, no se deriva responsabilidad y no otorgan ninguna garantía sobre la licitud y legalidad de la información difundida.

Deja un comentario